¿Cómo sabemos si estamos utilizando demasiada carga?

Antes de aumentar la carga en cualquier ejercicio, debemos escuchar a nuestro cuerpo. Saber sus necesidades y si es capaz de soportar un peso mayor. Sin embargo, muchos deportistas no saben interpretar lo que el cuerpo les pide y acaban cayendo en el error más habitual: sobrepasar la carga que somos capaces de soportar.

Cuando utilizamos demasiada carga durante los entrenamientos, nuestro cuerpo empieza a  dejar de funcionar correctamente y nos alerta de ello con “señales de humo”. A continuación vamos a exponer cuáles son las indicaciones a las que tenemos que estar atentos para saber si nos estamos pasando con el exceso de carga. Como ya sabemos, entrenar los músculos con un peso superior al que necesitamos puede generar problemas, por lo que es crucial pararlo a tiempo.

¿Qué síntomas alertan del exceso de carga?

  1. Dificultad para empezar o continuar con el entrenamiento

Si nada más empezar el ejercicio notamos que nos cuesta una barbaridad levantar el peso, es un claro signo de que estamos entrenando con un exceso de carga. Lo mismo ocurre cuando después de las 3-6 repeticiones o de la primera serie notamos que nuestros músculos empiezan a temblar y que no podemos levantar el peso. No por poner más carga, conseguiremos más músculo con rapidez. El desarrollo muscular es un proceso progresivo constante.

  1. La fatiga

Es uno de los síntomas más fáciles de detectar. Si vemos que nos empezamos como a ahogar en la respiración es porque le estamos exigiendo al cuerpo más de lo que nos puede dar. En este caso, estamos cargando más peso del necesario. Si la fatiga aparece, deberemos reducir la intensidad del entrenamiento o el peso del ejercicio.

  1. Mala ejecución y posturas corporales

Cuando no podemos soportar la carga, acabamos adoptando una postura perjudicial para poder hacer frente a la fuerza que requiere ese peso. De esta forma, estamos involucrando a otros músculos en un ejercicio no apto para ellos. Esta consecuencia negativa del exceso de carga provoca, a su vez, una errónea ejecución de los ejercicios.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.